Reconozco que después de tantos años durmiendo acompañada yo ya no sé dormir solita… me cuesta una barbaridad!! además no es lo mismo, no tener a quien arrimarme, a quien sobar, a quien ponerle los pies en invierno cuando los mios están frios…. bufff que vá! Además reconozco que me encanta retozar en la cama. Eso de despertarme por la mañana y ponerme a dar vueltas de un lado a otro de la cama me pone hasta cachonda jajajajaja y no es broma… Así que nada… aquí os dejo unas fotitos para compartir mi cama con vosotros.